Inicio Diario de Cartagena Ovación del público en el XXV Concierto Extraordinario de Entre Cuerdas y...

Ovación del público en el XXV Concierto Extraordinario de Entre Cuerdas y Metales












El tradicional Concierto Extraordinario de Entre Cuerdas y Metales volvió a poner en pie al público del Auditorio El Batel el pasado sábado día 4. Enmarcado dentro del concurso de música clásica para jóvenes intérpretes de la Región de Murcia, el evento de la Concejalía de Juventud celebra este año su XXV edición, dedicándola al gran compositor ruso Sergéi Rachmaninoff (1783 – 1943) conmemorando el 150 aniversario de su nacimiento.

El certamen de este año ha contado con la presencia del pianista Arturo Abellán Sánchez, ganador en 2016 del I premio en la XIX edición de Entre Cuerdas y Metales, galardón al que le han seguido muchos más, así como numerosos reconocimientos tanto a nivel nacional como internacional, en su fructífera carrera musical.

El concejal de Juventud, David Martínez Noguera, no quiso perderse el concierto y ha afirmado que “para nosotros fue un orgullo poder presentar a Arturo Abellán, uno de los antiguos premiados en el concurso, que ha continuado su carrera con enorme éxito y que representa el futuro de la música, siendo todo un ejemplo a seguir. Su esfuerzo y disciplina son nuestra seña de identidad, por lo que fue enormemente gratificante poder recuperarlo en este ciclo de conciertos extraordinarios”.

Fue una noche muy emotiva y de celebración, ya que el pianista Arturo Abellán Sánchez estuvo acompañado por la Orquesta Sinfónica de Cartagena, que bajo la batuta de su director Leonardo Martínez, se encuentran celebrando este año el vigésimo aniversario de su fundación.

Al concierto asistió numeroso público, entre los que se encontraban una multitud de jóvenes estudiantes de música de varios conservatorios de la Región, alumnos de Cartagena y Caravaca de la Cruz entre otros, que pudieron disfrutar de la magnífica actuación tanto del solista como de la Orquesta Sinfónica, que hicieron disfrutar a los espectadores que se encontraban en la sala. Actuaciones que el público agradeció con amplias ovaciones.

El concierto dio comienzo con una de las obras más brillantes del compositor ruso, l Concierto para piano y orquesta Nº 2, op. 18 en do menor de S. Rachmaninoff, de la mano del joven pianista Arturo Abellán, que encandiló al público asistente, mostrando sus virtuosas dotes al piano.

La segunda parte corrió a cargo de la Orquesta Sinfónica de Cartagena, que interpretó magistralmente las Danzas Sinfónicas de ‘West Side Story’ de L. Bersntein, y lavSuite nº2 de ‘El Sombrero de Tres Picos’, de Manuel de Falla. Un broche de oro para una velada extraordinaria donde se pudo sentir el poder de la música.










Artículo anteriorEl Carnaval Escolar volverá a recorrer las calles del centro de Cartagena el 17 de febrero
Artículo siguienteArranca la tercera temporada de Radio Mandarache, la red de podcast de los Premios Mandarache
Equipo de la redacción central de EditorialOn. Somos muchos, de sitios muy distintos.